¿Se les ha ido de las manos la amnistía fiscal de 2012?

Muchos de los casos que están saliendo a la luz, están relacionados con la amnistía fiscal del 2012. Asuntos como los de los ERE de Andalucía, o los de la familia Puyol, Barcenas, o en los últimos días el Señor Francisco Granados, han sido descubiertos gracias a dicha amnistía (eso sí, sin menospreciar la valiosa información facilitada por el Sr. Falciani). En entradas anteriores he mostrado mi opinión respecto de esta norma:

Pero el fin de este comentario, aunque relacionado, es otro.

No cabe duda que las amnistías fiscales interesan tanto a los gobiernos con problemas presupuestarios como a los blanqueadores, mientras los primeros buscan el aumento de ingresos de las arcas del Estado, los segundos se benefician de la posibilidad de legalizar grandes cantidades de dinero por poco dinero (en esta última un 10%).  Esta medida ha sido utilizada tanto por unos como por otros (Boyer en 1984,  Solchaga en 1991 y ahora Montoro en 2012). Hasta aquí ninguna novedad, pero que ocurre cuando un determinado Gobierno promueve una amnistía fiscal y por causa de la misma, se ven implicadas en casos de corrupción numerosas personas influyentes del Estado o incluso, de su partido.  Ante esta situación cabe plantearnos si el precursor de tal medida se imagino las consecuencias de la misma o simplemente, se le ha ido de las manos.

Para intentar explicar lo ocurrido, tenemos que empezar diciendo que las decisiones políticas y económicas cada vez más, dependen de decisiones internacionales. En concreto, la lucha internacional contra el blanqueo de capitales va a tener muy en cuenta las recomendaciones que lleva a cabo el GAFI. Y así, para llevar a cabo programas de cumplimiento impositivo voluntario (o lo que es lo mismo una amnistía fiscal), este Organismo exige que se cumplan, entre otras, las siguientes medidas:

  • Las instituciones financieras adoptaran una serie de medidas; Identificar a los beneficiarios, establecer el origen de las transferencias, no aceptar depósitos sin la plena información del que los originó
  • Adoptar la debida diligencia con los contribuyentes
  • Y que no se exima a los contribuyentes de la investigación o persecución por blanqueo respecto a los fondos repatriados

Esta última media, supuso que el 11 de mayo de 2012 el Secretario General del Tesoro y Política Financiera español dictará una nota en la que aclara que el real decreto-ley 12/2012 “no afecta, limita o excepciona en modo alguno las obligaciones de prevención del blanqueo”  y que la declaración tributaria especial “no constituye título justificativo del origen de los fondos ni regulariza ni legitima potenciales actividades ilícitas”. Entre las obligaciones que establece la Ley 10/2010 de prevención de blanqueo de capitales, se encuentra la de información y comunicación de aquellas operaciones sospechosas a las autoridades correspondientes, lo que supuso una grave confusión entre los asesores fiscales. Este colectivo se planteo la posibilidad de que el mero hecho de asesorar sobre la amnistía fiscal a sus clientes, que hubiesen cometido delito fiscal, podría suponerles problemas con la Justicia. El 24 de mayo de 2012, se emite una nueva comunicación en la que se especifica que “no resultará preceptiva ninguna comunicación cuando respondan únicamente a eventuales infracciones tributarias que deban reputarse regularizadas”. Con esta última comunicación se pretende (y consigue) tranquilizar tanto a asesores como a potenciales regularizadores.

El final de esta historia, es lo que esta apareciendo todos los días en medios de comunicación. Gracias a las exigencias que nos vienen del exterior y de alguna que otra revelación de información, se esta acabando con la impunidad de algunas personas. Las recomendaciones del GAFI o incluso las obligaciones impuestas de comunicación de cuentas en el exterior han supuesto un cerco importante a capitales no declarados.

 

 

 

 

1 Comentario | Leído 164 veces

Tu puedes enviar una respuesta, or trackback desde tu propio site.

Un comentario en “¿Se les ha ido de las manos la amnistía fiscal de 2012?”

  1. Bajo mi punto de vista es algo que si que se les ha ido de las manos un poco, quizá se suponía unas condiciones flexibles y menos duras que en momentos anteriores pero no esa amnistía fiscal tan general, me parece que se pasaron un poco

Deja un comentario

*